Med.

El trastorno en el cual el individuo tiene percepciones falsas de olores, que suelen ser repugnantes o desagradables; a veces, se asocia a sentimientos de culpa.