Med.

La infección bacteriana aguda que afecta a una o más articulaciones, producida por traumatismo o por heridas penetrantes y que es más frecuente en niños. Los signos típicos son dolor, enrojecimiento e inflamación de la articulación afectada, espasmos musculares locales, escalofríos, fiebre, diaforesis y leucocitosis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.