De bio-, con el suf. -oma; en ingl. biome, m. Biol.

Término propuesto por Clements (1916) con la significación de comunidad biótica integrada por plantas y animales. Posteriormente, han precisado su sentido y le han dado una extensión coincidente con la de formación clímax. Se caracteriza, por la uniformidad fisionómica de la clímax vegetal y por los animales influyentes, y posee constitución biótica característica.