Bot.

Así llamó Magnol (Character plantarum novus, 1720) al pericarpo, por oposición al cáliz externo, que es el cáliz propiamente dicho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.