Med.

Un antibiótico de tipo cefalosporina de tercera generación, se utiliza en el tratamiento de infecciones producidas por cepas bacterianas sensibles (no incluidas las de Pseudomonas aeruginosa), sobre todo en el sistema respiratorio, el sistema genitourinario, los huesos, las articulaciones y la piel.