El cuerpo celeste que se mueve en torno al Sol en grandes órbitas cerradas y con un período altamente variable. Está constituido por un núcleo central de diámetro variable, en torno al cual hay una esfera gaseosa, llamada cabellera o coma, y al que sigue una cola o flujo de partículas incandescentes lanzadas por la cabeza en trayectoria opuesta a la del Sol.