Gram.

El complemento del verbo puede ser complemento directo, complemento indirecto y complemento circunstancial. El complemento directo indica la persona o cosa que recibe directamente la acción del verbo; va precedido de la preposición a cuando se trata de persona o cosa personificada: he visto a tu hermano, he visto un árbol. El complemento indirecto indica la persona en cuyo provecho o perjuicio se realiza la acción verbal; va precedido de las preposiciones a o para: compré un libro a (para) mi padre. El complemento circunstancial completa la significación del verbo, indicando una circunstancia de lugar, modo, tiempo, instrumento, etc.: estoy aquí; cantando bien; llegó tarde.

Aprende otras palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.