Internado en el centro de una cosa; que está reunido en un punto. En medicina y psicología, término coloquial que describe un aumento del estado de activación y estado de confianza (mentalizado); por ejemplo, de un deportista antes de una competición. Se aplica a la persona que tiene la atención fija en una cosa, sin distracción; muy atento, pendiente de una actividad. En el deporte, se aplica al equipo deportivo o al deportista que está aislado para prepararse y no distraerse antes de un partido o una competición. En química, la disolución que tiene un valor de concentración elevado (sustancia concentrada); la sustancia a la que se ha retirado parte del líquido para disminuir su volumen.