El contrato que establece la obligación de pagar o de cumplir por un tercero en caso de no hacerlo este.