Se define como las acciones personales para prevenir, eliminar o reducir riesgos sanitarios reales, personales y modificables: resultado de enfermería recogido en la Nursing Outcomes Classification (NOC). El control de riesgos es la función de la administración de un hospital o de otros centros sanitarios encaminada a la identificación, evaluación y corrección de los riesgos potenciales que podrían lesionar a los pacientes, al personal o a los visitantes.