Es la alteración temporal de la piel caracterizada por hiperpigmentación y lesiones cutáneas, causada por una reacción única a los fotosintetizadores similares a los psoralenos, utilizados generalmente en perfumes, colonias y pomadas, como el aceite de bergamota.