La técnica de análisis de orina por la cual se desecha la primera muestra y se analiza la segunda, obtenida 30-45 minutos más tarde; el método da una medida más exacta de la cantidad de glucosa en orina en un determinado momento.