Del gr. οἴδημα, f. Med. Pat.

La acumulación excesiva de líquido en algún órgano o tejido (hinchazón). En medicina, la infiltración y retención excesiva de líquido seroalbuminoso en el espacio intercelular del tejido. El edema es una acumulación atípica de líquido en el espacio intersticial que produce hinchazón, se puede deber a cualquier hecho que aumente el flujo de líquido fuera del torrente circulatorio o retrase su retorno: la lesión deportiva se asocia con el edema. En patología, la acumulación de líquido en el tejido del organismo, provocando la hinchazón de la parte afectada. Existe un edema localizado durante la inflamación. Se origina un edema generalizado en situación patológica, incluyendo el Kwashiorkor (malnutrición) y en el fallo renal y fallo cardíaco. También se pude dar edema como efecto colateral de cierta droga, así como por reacción tóxico químico. En fitopatología, la hipertrofia e hinchazón blanda y más o menos externa de un órgano vegetal. El edema es más bien raro en la planta, y parece producido por un desarrollo forzado, coincidente con relativa carencia hídrica (J. Del C.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.