Del gr. ζῷον, endo- y -zoico, adj. Bot.

En botánica, que vive en el interior de un animal, como muchas bacteriáceas.