Quím.

Medida de la capacidad de un sistema para trabajar. La energía libre de Gibbs (o función de Gibbs), denominada G, se define como G = H – TS, donde G es la energía liberada o energía absorbida en un proceso reversible a una presión y temperatura (T) constante, H es la entalpía y S la entropía del sistema. El cambio de la energía libre de Gibbs, ΔG, es utilizado como indicador de la condición en la que una reacción química puede ocurrir. Si el ΔG es positivo, la reacción sólo puede que permita sobrepasar el equilibrio (ΔG = 0); si ΔG es negativo, la reacción puede ocurrir espontáneamente hasta el equilibrio.