Est.

Concepto equivocado o juicio falso (error). En la más minuciosa observación se comete error, que puede reducirse al mínimo perfeccionando la técnica; pero aun con la mejor técnica, en cuanto se trata de carácter cuantitativo variable, se puede cometer error estadístico. Ello proviene de que la observación que se recoge corresponde a sólo una de las muchas muestras teóricamente posible en una población supuestamente muy grande, portadora del carácter que se estudia. Disponiendo sólo de una muestra, se produce siempre un error de mostraje (en ingl. sampling error) y, por tanto, hay que calcular ese error.
En la variación binómica, el error de una observación, de una segregación mendeliana, es: e = √ n x p x q, en que n es el número de casos; p la probabilidad del carácter A; y q la probabilidad del carácter no-A.
Por ejemplo, si se espera una segregación de 3/1 A por 1/4 a, y se tiene un F2 de 60 individuos, el error será: e = ± √ 60 x 3/4 x 1/4 = 3,35.
En la distribución alternativa, el error tiene también esta fórmula. Tratándose de un porcentaje es: e% = ± √ P (100 – P)/N, en la que P es el porcentaje y N el número de casos. Para un porcentaje de 20% en 400 casos, el error es: e% = ± √ 20×80/400 = 2%.
En la distribución normal el error es: error de la media: e = ± 8/ √ N; error de la desviación-tipo; e = 8/ √ 2N, fórmula en la que 8 es la desviación-tipo y N el número de casos (distribución normal y desviación-tipo).
Todos estos errores son los llamados error estándar, error-tipo o error medio. El error probable se halla multiplicando el error medio por 0,6745; pero actualmente no se hace uso de el error probable, que no ofrece ninguna ventaja. El significado de error medio es exactamente el de una desviación-tipo (S.).