Del gr. σπορά, y exo- f. Bot.

Espora exógena, formada al exterior de otra célula o de un aparato esporífero, no encerrada en un esporangio. En las cianofíceas camesifonáceas, se dice de las esporas que se separan sucesivamente de la célula madre, exosporangio, y quedan en serie lineal, contenidas dentro de la vaina de aquélla, cilíndrica y abierta por su ápice. En los ficomicetes, conidio o espora asexual originada por abstricción. Si se trata de la membrana externa de las esporas se los pteridófitos ha de ser exoporio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.