Del lat. flavus, -ona, f. Bot.

Dícese de cualquiera de los colorantes amarillos que acompañan a la clorofila y a los carotinoides en las partes verdes de las plantas; aparecen en los pétalos de algunas flores, solos o juntamente con xantofila; y también pueden encontrarse disueltos en el vacúolo (vacuola) celular, libres o en forma de heterósido. Las flavonas propiamente dichas son derivados de la 2-fenil-benzopirona, con grupos bencénicos; generalmente, el núcleo A tiene hidroxilos en 5 y 7, por lo cual deriva de este núcleo la floroglucina que rinden en la fusión alcalina. Los derivados de la 3-oxi-flavona se llama flavonol o antoxantina. La flavona reducida en los carbonos 2 y 3 de la flavanona, otro núcleo de materias colorantes naturales. Entre las flavonas hay la crisina, 5,7-dioxiflavona, de las yemas de álamo; la apigenina, 5,7,4´-trioxiflavona, aglicon de la apiína del perejil y apio; la luteolina, 5,7,3,´,4´-tetraoxiflavona, de la gualda (Reseda luteola). Entre los flavonoles citaremos la fisetina, quercitina, 5,7,3´,4´-tetraoxiflavonol. aglicol de la quercitrina, glucósido de la corteza de Quercus tinctoria, flores del castaño de Indias, cebollas, etec. Pertenecen a las flavanonas la naringenina, 5,7,4´-trioxi-flavanona, y la hesperitina, 5,7,3´-trioxi-4´-metoxi-flavanona, que en forma de glucósicos se encuentran en las auranciáceas; el de la última es la hesperidina de la corteza de limón, en la cual se encuentra también otro glucósido, la eriodictina; la hesperidina es incolora, mientras la eriodictina es amarilla, encontrándose ambas en equilibrio químico, por cierre o abertura del anillo heterocíclico. La eriodictina puede reducirse y volverse a oxidar fácilmente, y, unida a una proteína, se encuentra en la misma corteza del limón, y actúa en el organismo animal como transportador de hidrógeno (vitamina P o citrina).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.