Del lat. fluctuatĭo, -ōnis, Mat. y Est. Med. Gen. Bot.

Acción y efecto de fluctuar. En matemática y estadística, la variación en el valor o medida de una cosa o variación en la intensidad o cualidad de algo: la fluctuación es la diferencia entre el valor instantáneo de una cantidad fluctuante y su valor normal. En medicina, la sensación característica que se experimenta al posar los dedos de una mano en un costado de una tumefacción que contiene líquido, mientras con los dedos de la otra mano se percute un punto distante de esa tumefacción. La sensación de movimiento de onda que se transmite de una mano a otra es un signo importante de la presencia de un absceso o la efusión (derrame) de líquido en una articulación. En genética, la variación no hereditaria, puramente fenotípica debida al ambiente: carácter adquirido. Es sinónimo de somación (J. H. y S.). En geobotánica, se da el nombre de fluctuación de la clímax (en al. endeschwankung o klimaxschwankung) a cualquier modificación de escasa importancia en la constitución de la comunidad vegetal que ocasionalmente puede producirse dentro de la etapa final estable – clímax – de la sucesión; tal, por ejemplo, la ligera alteración en la comunidad del sotobosque a que da lugar en una comunidad forestal la muerte o mutilación, por el viento o la nieve, de algunos árboles. Si la vegetación ha sufrido una transformación importante (por aumento del nivel freático, arrasamiento por un alud, etc.), ya no se puede hablar de fluctuación (O. De B.).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.