Med.

El procedimiento para el que se usan rayos X a fin de tomar una serie de imágenes del esófago, el estómago y el duodeno (la primera parte del intestino delgado). Las imágenes de rayos X se toman después de que el paciente bebe un líquido que contiene bario (un compuesto metálico blanco plateado). El bario reviste y resalta las paredes internas del esófago, el estómago y el duodeno para que se puedan ver en las imágenes de rayos X. Luego, se toman fotografías de las imágenes de rayos X y se las convierte en una película corta para que sea más fácil ver los órganos. Esto permite ver el movimiento de los órganos y expone al paciente a menos radiación.