Se aplica a cualquier fractura que atraviese la línea de un cóndilo.