Med.

La fractura debida a debilitamiento del tejido óseo, causado por una neoplasia benigna o maligna.