Med.

Es la forma de gastritis aguda causada habitualmente por un agente tóxico, como el alcohol, el ácido acetilsalicílico u otros fármacos, o por toxinas bacterianas que irritan la mucosa del estómago: pueden persistir las náuseas, los vómitos y las molestias epigástricas aun después de la eliminación del agente irritante.