f. Biol.

Período del desarrollo embrionario en el que el embrión pasa de estadio de blástula a gástrula.