Med.

El trastorno caracterizado por un peso y talla excesivos al nacimiento, crecimiento acelerado durante los primeros 4 o 5 años de vida sin elevación de la concentración de la hormona del crecimiento normal. Algunos signos característicos de esta alteración son prognatismo, inclinación antimongoloide, cráneo dolicocéfalo, retraso mental moderado y deterioro de la coordinación.