La vía de conducción auriculoventricular accesoria independiente del sistema de conducción habitual (Albert F. S. Kent, fisiólogo ingles, 1863-1958): esta alteración congénita provoca el síndrome de Wolff-Parkinson-White.