De hemat- y el gr. οὐρεῖν, f. Med.

Presencia de sangre en la orina. La sangre puede proceder de una enfermedad o una lesión física de los riñones, la uretra o la vejiga urinaria. La hematuria con frecuencia se debe a un traumatismo relacionado con el brusco movimiento o agitación de los riñones y la vejiga durante un ejercicio agotador (hematuria del corredor).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.