Med.

Es un patrón ventilatorio que se caracteriza por respiraciones rápidas y regulares con una frecuencia de 25 respiraciones por minuto (HVCN; central neurogenic hyperventilation [CNHV]). El aumento de la regularidad, más que de la frecuencia, es un signo diagnóstico importante que indica un aumento de la profundidad del coma.