Med.

El método para determinar la localización de la unión entre una proteína y una molécula de ADN. La técnica implica la digestión con nucleasa del ADN no ligado y, por tanto, no protegido. El fragmento de ADN protegido que resta se puede identificar mediante electroforesis.