Flora Iberica: Tallos ascendentes, dicótomos, de simetría radiada. Microfilos no ligulados, imbricados, dispuestos helicoidalmente, con 6-8 ortósticos. Esporofilos semejantes a los microfilos, dispuestos en el extremo de los tallos, sin formar estróbilo manifiesto. Esporangios reniformes, dehiscentes desde el ápice por 2 valvas iguales. Esporas subtetraédricas, foveolado-punteadas. Protalo holosaprofítico, subterráneo, cilíndrico.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.