Del lat. forāre, f. Zool. Med.

El agujero pequeño, en la tierra o en la roca, que sirve como madriguera: hurera. En medicina, el grano maligno o carbunclo que sale en la cabeza y suele ser peligroso.