La administración de un líquido en una vena que, por lo general, se realiza durante un período prolongado.