Med.

Se aplica al injerto en el que no se mantiene la irrigación sanguínea del tejido injertado.