Med.

Se aplica, en psiquiatría, al lapso específico de tiempo necesario para el refuerzo.