Del lat. intestīnus, m. Anat. y Zool.

Interno, interior. En sentido figurado, civil, doméstico. Se aplica a la oposición o lucha que está o se produce en el interior del país. En anatomía y zoología, el órgano musculomembranoso y tubular del aparato digestivo, que se extiende desde el estómago al ano (9 m en el hombre); en él se completa la digestión de los alimentos. El intestino (o los intestinos) es un conducto membranoso, provisto de tejido muscular, que forma parte del aparato digestivo de los gusanos, artrópodos, moluscos, procordados y vertebrados. Se halla situado a continuación del estómago y está plegado en muchas vueltas en la mayoría de los vertebrados. En sus paredes hay numerosas glándulas secretoras del jugo intestinal, que coadyuvan a la digestión de los alimentos. El intestino ciego, en el hombre y en la mayoría de los mamíferos, parte del intestino grueso situada entre el intestino delgado y el colon, muy desarrollada en los herbívoros y sobre todo en los roedores. El intestino delgado es la parte del intestino de los mamíferos que tiene menor diámetro. El intestino grueso es la parte del intestino de los mamíferos que tiene mayor diámetro.

Aprende otras palabras

1 comentario en “intestino

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *