Med.

Los efectos tóxicos provocados por la ingesta de sosa cáustica o hidróxido de sodio (NaOH), un potente álcali. Si el producto ingerido tiene un pH superior al 11,5 puede provocar una quemadura irreversible de la boca y de la garganta. Una quemadura por un álcali suele ser más grave que una quemadura por un ácido, ya que en este último caso se puede neutralizar por los tejidos en contacto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.