Del lat. iteaceae, del gén. Itea, f. pl. Bot.

El término es equivalente a las saxifragáceas: familia de plan tas dicotiledóneas, del orden rosales, de hojas alternas u opuestas, flores de cinco pétalos y fruta en cápsula o baya.