Fís.

La ley del movimiento (ley de Newton) que establece que un objeto en reposo tiende a permanecer así a menos que sobre él actúe una fuerza externa. Además, un objeto en movimiento tiende a permanecer en movimiento y viajar en una línea recta con velocidad uniforme a menos que actúe sobre él una fuerza externa.