Med.

Se aplica a cualquiera de las múltiples estriaciones lineales de la piel que determinan el patrón estructural general y la tensión del tejido subcutáneo fibroso. Están presentes en todo el organismo, aunque sólo son visibles en ciertas zonas, por ejemplo, las palmas de las manos y las plantas de los pies.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.