Flora Vascular de Andalucía Occidental: Arbustos a veces trepadores, caducifolios o perennifolios. Hojas enteras, sin estípulas. Flores en inflorescencias terminales o axilares, compuestas por dicasios pedunculados o sentados formando verticilastros. Corola bilabiada, con tubo hasta 4 veces más largo que los labios; labio superior con 4 lóbulos e inferior con 1 lóbulo. Estambres largamente exertos. Estilo solitario, exerto o incluido en el tubo de la corola; estigma capitado. Fruto baya, con varias semillas.

 

Flora Iberica: [Lonícera, -ae, f. -Adam [Adamus] Lonitzer [Lonicer, Lonicerus] (1528-1586), médico y botánico alemán, autor de Naturales historiae opus novum…, Fráncfort del Meno, 1551, y Kreutterbuch…, Fráncfort del Meno, 1557] Arbustos, en ocasiones lianoides, rara vez pequeños árboles. Tallos ramifi­cados, a veces desde la base, macizos o fistulosos, de corteza papirácea o ± fi­brosa, alguna vez con lenticelas, a menudo disgregable en fibras o placas. Hojas opuestas, en ocasiones decusadas y por excepción en verticilos de 3, sé­siles o cortamente pecioladas, sin estípulas, persistentes o caedizas. Inflorescencias terminales, con verticilos de flores ± aproximados, en la axila de 2 hojas connatas, o capituliformes, o bien flores geminadas en las axilas fo­liares de los extremos de las ramas, siempre bracteadas. Flores todas fértiles o a veces las tardías estériles y de menor tamaño, pentámeras, zigomorfas o acti­nomorfas, sésiles, bracteoladas, cuando son geminadas a veces ± adnatas por sus ovarios. Cáliz con 5 lóbulos. Corola actinomorfa, campanulada, de tubo corto, o bien tubular-infundibuliforme, marcadamente zigomorfa, con tubo lar­go -a veces giboso hacia la base-, y limbo bilabiado, con labio superior teta-lobulado y el inferior entero, a menudo recado, blanca, blanco-rosada, rosa-da, de un rosa córneo o amarilla, con nectario linear-oblongo en la cara ventral del interior del tubo. Estambres 5, libres, ± exertos, insertos en la garganta del tubo de la corola; filamentos lisos, glabros o pelosos; arteras introrsas, amari­llas, las de las flores estériles de menor tamaño. Carpelos (2)3-4, soldados -a veces los ovarios de flores contiguas soldados por sus paredes-, cada uno con (1)3-4 rudimentos seminales con placentación axial; estilo filiforme, a veces sobre un disco basal ± lobulado, reducido o inapreciable en las flores estériles, glabro o peloso; estigma capitado o subgloboso, papiloso, abortado o inapre­ciable en las flores estériles. Fruto en baya, con (1)2-6(9) semillas, a veces ± soldado con el de la flor adyacente. Semillas subesféricas, ovoides u oblongo-ovoides, lisas, lobuladas o cerebriformes, en ocasiones con hendiduras, fina-mente alveoladas o papilosas. x = 9.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.