Apóc. de malo; del lat. male. m. Med. y Pat. Filos. y Teol.

De modo inadecuado o incorrecto; de manera incompleta, insatisfactoria o imperfecta; con desacierto, con dificultad, de una manera insuficiente; etc. En medicina y patología, estado de enfermedad, incomodidad física, dolencia, etc.: alteración más o menos grave de la salud de un ser vivo; afección. En filosofía, teología, religión y moral, definen su esencia como carencia de bien. La teología cristiana afirma que el mal brota de la libertad humana y es asumido por Cristo en su sufrimiento, que el hombre debe vivir en su propia carne. La moderna filosofía y gran parte de la literatura europea de la primera mitad del s. XX han considerado incompatible con Dios su existencia, y han visto al hombre condenado al absurdo de una existencia dolorosa sin esperanza. Esta concepción se encuentra en el existencialismo, sobre todo en Sartre, y en escritores como Camus, S. Weil y F. Sagan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.