Flora Vascular de Andalucía Occidental: Hierbas perennes, acaules. Flores actinomorfas, fasciculadas en el centro de una roseta de hojas, largamente pediceladas. Cáliz infundibuliforme, dividido hasta más de la mitad, persistente, no acrescente. Corola infundibuliforme, dividido hasta más de la mitad. Estambres insertos hacia la base de la corola. Estigma bilobado. Fruto baya.

 

Flora Iberica: Hierbas perennes, acaules, con cepa subterránea, inermes, glabras o ligeramente pubescentes. Hojas simples, formando una roseta basal, pecioladas. Inflorescencia reducida a una sola flor, agrupadas formando un fascículo en el centro de la roseta de hojas. Flores actinomorfas, hermafroditas, ebracteadas, pediceladas. Cáliz turbinado, con sépalos no sagitados, soldados en un tubo, con 5 lóbulos ± iguales, más largos que el tubo, herbáceo, persistente, acrescente. Corola campanulada, con 5 lóbulos más largos que el tubo, marcescente. Androceo con 5 estambres insertos a la misma altura en el 1/4 inferior de la corola, dos ligeramente más largos que los otros tres, inclusos; filamentos libres, más largos que las anteras, densamente vilosos en la base; anteras libres, no conniventes, dorsifijas, con dehiscencia longitudinal. Estigma bilobado o capitado. Fruto en baya, sobrepasado por el cáliz. Semillas reniformes o subesféricas y con las caras aplanadas, alveoladas totalmente o bien alveoladas en el dorso y con las caras irregularmente reticuladas.

 

Aprende otras palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.