La extirpación quirúrgica de toda la mama, de los músculos pectorales, los ganglios axilares y toda la grasa, fascias y tejidos adyacentes; se usa para el tratamiento del cáncer de mama.