Med. y Psicol.

El mecanismo que predispone a una persona a mostrar agresividad hostil, pero que no es la causa de la agresividad; por ejemplo, es más probable que se observe agresividad hostil en presencia de un mecanismo de propensión, por ejemplo, en presencia de niveles altos de activación fisiológica.

Aprende otras palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.