Se aplica a los últimos meses del embarazo de la mujer. En agricultura, dícese de los meses anteriores e inmediatos a la cosecha.