Biol.

Cantidad de metabolismo que se requiere para mantener a un animal en reposo; se mide en términos de producción de calor por unidad de tiempo, y habitualmente se expresa en kilojulio de calor por metro cuadrado de superficie corporal y por hora (Kj m-2 h-1). Indica la energía que se consume para mantener la funciones vitales, como son el latido cardíaco, la respiración, la actividad neuronal, el transporte activo y la secreción. Los diferentes tejidos tienen distinta tasa metabólica así, el metabolismo basal del tejido cerebral es mayor que el del tejido óseo, por tanto, la composición tisular de un animal determina su metabolismo basal medio. Para un grupo comparable de animales, los mamíferos, por ejemplo, el metabolismo basal es proporcional al peso corporal, de acuerdo a la ecuación alométrica; los animales pequeños suelen tener mayor metabolismo basal por unidad de peso que los grandes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.