El tipo de metástasis en la que el cáncer de piel se disemina a través de un vaso linfático y comienza a crecer a más de dos centímetros del tumor primario antes de llegar al ganglio linfático más cercano.