De mono- y manía, f. Psicol.

La obsesión por una sola idea o afición desmesurada hacia una cosa. En psicología, en la antigua nomenclatura psiquiátrica, el trastorno mental por el cual el enfermo concentra sus facultades psíquicas en un núcleo central obsesionante.