Experimentar una mutación o provocarla; mudar de caracteres con respecto a un progenitor.