Del gr. νεκρόπολις, f. Arqueol.

Literalmente, ciudad de los muertos. En arqueología, se aplica al cementerio de gran extensión, en que abundan los monumentos fúnebres, especialmente si es muy antiguo, anterior a la era cristiana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.